Mirian la de Los Perros


Entre los contactos de mi celular hay uno con un nombre muy particular; “Mirian la de los perros”, es un nombre particular para una persona muy particular, no sé cuál sea el segundo nombre o el apellido de Mirian, sencillamente es Mirian la de los perros, Mirian obtuvo ese nombre pues en repetidas ocasiones mientras sacaba a pasear mis perros junto a mi esposa, podíamos ver a Mirian la de los perros empujar su carro de reciclaje, y tras ella venían alrededor de 7 perros sin contar los que iban en el carro sobre el reciclaje que había recogido en esa noche. En esos días mirábamos a Mirian desde la distancia ya que debíamos evitar peleas entre sus perros y los nuestros, para esos días Mirian la de los perros no era parte de mis contactos.

En algunas ocasiones cuando salíamos de Jamundí para Cali en las noches, al pasar cerca de un rio podíamos ver alrededor de 5 o más perros que salían del monte a jugar entre ellos y según me cuenta mi esposa se podía observar una especie de cambuche al interior de una cerca de alambre de púas, luego de un tiempo vimos como el cambuche ahora estaba afuera de la cerca y en ella se observaba a una señora que entraba los perros a su tienda improvisada.

Hubo una ocasión en la que lleve a uno de mis perros (a Sultán) al veterinario, en aquellas épocas en las que Sultán supuraba pus, tenía todo su cuerpo pelado y olía a mil demonios, por esos días en los que lo recogimos de las calles, en esa ocasión mientras esperaba al doctor una señora de muy mal aspecto se acercó a mí y me pidió ayuda para unos perros que ella tenía, me pidió que no le diera plata, que le regalara algo de Medicina, en ese momento llego el Doctor y de una forma muy despectiva le pidió a la señora que se retirara y yo creo que me deje llevar por la apariencia de la señora y la deje ir sin ayudarle.

Una noche salimos en el carro a llevar un alimento a una señora que pidió nuestra ayuda para sus perros, esa noche le llevamos un bulto de alimento, nos encontramos con la señora en un round-point, yo no me baje del carro, mi esposa fue quien le entrego el bulto a la señora y al volver al carro mi esposa me conto como la señora la había abrazado fuertemente y con lágrimas en sus ojos le había agradecido infinitamente.

Mirian la de los perros no tiene casa, no tiene carro, no tiene moto o un trabajo, Mirian la de los perros es recicladora y junto a su esposo viven de esto, en su triciclo salen a escarbar la basura mientras algunos de sus perros (alrededor de 7) la persiguen esperando pacientemente a que recoja el sustento del día, Mirian la de los perros vivía en un cambuche a la orilla de un rio dentro de una cerca de alambre de pues, hasta que el dueño del terreno la saco, porque lo había alquilado a alguien que iba a sembrar caña y no permitía que Mirian la de los perros siguiese allí, entonces por esos días vivieron afuera de la cerca en una tienda improvisada, a Mirian la de los perros, algunas veces le toca ir a las veterinarias a pedir que le regalen medicina para perros pues sus remedios naturales no curan a sus perros, soportando la mirada despectiva de dueños y clientes de las veterinarias baja la cabeza y dice gracias mientras le piden que se retire.

Algunas veces Mirian la de los perros cuenta con suerte y en su camino encuentra personas que están dispuestas a ayudarle. Una vez mientras Mirian y sus perros hacían su recorrido nocturno reciclando se cruzaron en nuestro camino y pudimos conversar con Mirian la de los perros, en ese momento me di cuenta que Mirian la de los perros había estado rondando nuestras vidas desde hace meses y yo ciego como un topo no me daba cuenta que Dios me estaba mostrando a este ser que necesitaba un poco de mi ayuda, a los pocos días de ese encuentro nos encontramos con Mirian la de los perros en un Round-Point, ese día mi esposa recibió un abrazo muy fuerte con lágrimas incluidas, probablemente Mirian la de los perros desde esa noche supo que Dios había puesto en su vida unas personas más que le ayudarían en su labor, Mirian la de los perros no tiene ni uno, dos o tres perros, ni siquiera tiene cuatro, cinco o seis, Mirian le ha dado hogar a 15 perros y 7 gatos, sin tener una casa, o siquiera un trabajo, Mirian se las arregla día a día junto a su esposo para alimentar 22 cabezas caninas y felinas.

Dos veces al mes entra una llamada a mi celular, cuando miro el identificador leo en la pantalla Mirian la de los perros, no siempre mi esposa se da cuenta, porque en el afán del día a día de nuestras labores olvido contarle, pero Mirian me dice por alguna razón “Varón, como esta, habla con Mirian”, yo le digo Mirian arrime tal día, o nos vemos en tal parte y le ayudo a Mirian en la forma en que pueda, hasta el día de hoy Mirian la de los perros nunca me ha pedido dinero, siempre me pide alimento para sus perros y gatos.

La última vez que hable con Mirian la de los perros me contó con gran alegría en su corazón que otra de las personas que le ayuda, le había hecho el mejor regalo que le hubiesen dado en su vida, este señor le había pagado el alquilar de la casa en que vive por un año entero, es una casa en las afueras de Jamundí, Mirian paga 120 mil pesos mensuales de los cuales ya tiene pago un año, no tiene los lujos y apariencias de nuestras casa, pero Mirian vive en una casa con zona verde para ella su esposo y sus 22 hijos (rescatados de las calles desde el primero hasta el último).


Mirian usted probablemente nunca va a leer esto y yo no le voy a pedir que lo lea, pero quiero decirle a mis lectores, que usted es un GIGANTE, usted es por muchos años luz la mejor persona que Dios me ha permitido conocer.

Quiero pedirle disculpas porque alguna de esas veces que fue a pedir medicina la mire con desdén y no supe ver que Dios me estaba mostrando que le debía ayudar de alguna forma, pero Dios es terco y la puso en mi camino una y otra vez hasta que logramos entender lo que él quería.


Todos los que lean esto y quieran ayudar a Mirian la de los perros así sea por una sola vez por favor escríbanme a este correo (eandres.galindo@gmail.com), yo personalmente iré a recoger las ayudas.

No hay comentarios

Por Favor deja tu nombre o Correo

Maria Anohina Bajo El Lente de Alisa Verner

Con la tecnología de Blogger.