A mi no me llame Docente de Colegio, Respéteme.


Si usted mi querido lector es docente de Colegio, de esos que grita a todo pulmón que ama su profesión, por favor antes de sentirse ofendido piense si esta articulo aplica para usted, si no es así, si usted no encaja en este perfil de docente, compártale este articulo a algún docente que si sienta ofendido.

Probablemente con este artículo me voy a clavar el puñal y como en el artículo de las Mujeres Mexicanas, en los comentarios me trataran mal e incluso hasta me amenazaran de muerte. Aun así, tenía que escribirlo pues ya ha estado rondando mi cabeza por más de un mes y pedía ser escrito a gritos.

Desde hace más de 14 años que estoy en el gremio de la educación, inicialmente como docente para pasar después al área administrativa como director o coordinador y aunque trabajo en el gremio de los docentes debo decir también que hace más de 5 años que renuncie a mi título de docente, hubo un momento de mi vida en el que decidí que no sería más profesor de Colegio, no entraría más a los salones a impartir clase, para lo cual debo decirlo era muy bueno y en todos los colegios en los que trabaje gane siempre el respeto de mis compañeros y jefes y premios a la buena labor docente, sin embargo mi rotunda negativa de criar los niños y adolescentes de padres desinteresados hizo que usara mi título solo como una credencial que junto a la experiencia me llevo a cargos administrativos y me permitieron decir; NO MAS, a mi grado de “Licenciado en Lenguas Modernas”. Ahora y ya desde hace algunos años, me dedico a diseñar planes de estudio, estrategias de adquisición de la segunda lengua, Módulos de trabajo, etc, cosa que hago desde la oficina sin tener que lidiar con culi-cagados malcriados a quienes los padres envían al colegio para librarse de ellos mientras se van a trabajar.

Mi repulsión inicial hacia mi título provino de los estudiantes, los padres y el concepto tan errado que tenemos en este país de lo que debe ser un colegio, sin embargo desde hace unos años agregue una razón más por la cual no quiero ser llamado docente o profesor, o no quiero ser llamado docente o profesor de Colegio y hace unos meses con el paro de los docentes oficiales me quedo claro que no quiero ser incluido en ese gremio de la docencia.

Las líneas que escribo a continuación probablemente van a general el desagrado común de todos mis conocidos docentes y quizás hasta me vaya a costar más de una amistad, querido lector si usted es docente de Colegio y está enamorado de su profesión, probablemente lo mejor sería que usted no continuara leyendo este artículo.

Del Porque no quiero ser llamado docente o profesor de Colegio.

He trabajado en institutos, colegios y universidades y tanto en institutos como en las universidades, he encontrado compañeros docentes muy buenos profesional y personalmente, no tengo ningún problema si usted decide llamarme profesor pero por favor haga la acotación “profesor de instituto o de universidad”, pero a mí no me llame profesor de Colegio o si usted no cree ser capaz de agregar las palabras instituto o universidad después de la palabra Profesor, mejor no me llame por ese título, no me incluya en ese gremio, no quiero ser incluido con un grupo de profesionales, pedantes, crecidos y arrogantes. En más de 14 años de experiencia en este campo he visto como los profes menosprecian las demás profesiones y bajo la excusa “estamos formando los Lideres del futuro” pretenden que su profesión sea más valorada que otras profesiones. He visto como los docentes creen que su puesto es más valioso que el puesto de la señora del aseo o el señor que maneja el bus del Colegio y ni que decir de la forma en que se dirigen a las acompañantes de las rutas de esos buses, pero la que me parece más triste en que esto pasa mayormente en los Colegios donde se suponen que los docentes deben dar el ejemplo pues mis queridos profes ustedes están “formando los Lideres del futuro”. Esto por parte de los Docentes de Colegios Privados, para los docentes del Colegio Público el caso es más grave aún, tenemos a un montón de profesionales que además de creerse superiores a todas las profesiones por estar “Formando los Lideres del futuro”, sufren del mal del empleado oficial, conocido vulgarmente por mi como “Donisaurentarismo”, una cantidad de fósiles que esperan cómodamente su pensión impartiendo clase desde una silla a la cual parece que tuvieran las nalgas pegadas, pues no se paran de ella en toda la clase y cuando se dignan a pararse es para ir a otro salón a posar sus nalgas mientras miran el reloj esperando que llegue el medio día, una vez en conversación con uno de estos fósiles me dijo esto “tan chévere que usted habla inglés, ojala yo pudiera hablar así como usted” y esto me lo dijo uno de las profesores de uno de los liceos departamentales que lleva más de 20 años trabajando en el colegio.

No quiero ser llamado docente de Colegio porque no quiero ser hipócrita, porque no quiero decir que amo mi profesión y estar enviando hojas de vida cada año para venderme al mejor postor, al colegio que me pague 50.000 o 100.000 pesos más que el anterior, no quiero decir que amo a mis niños o jóvenes, pero olvidarme por completo de ellos en el periodo de vacaciones, no quiero tener 50 años y aun estar enviando hojas de vida cada año, no quiero exigir respeto profesional cuando no he vuelto a leer un libro de educación más que los que me toco leer en la universidad.

No quiero nunca decir la frase “Nosotros formamos los líderes del futuro”, cuando en mi Facebook publico cientos de fotos de cómo me emborracho cada fin de semana, como perreo en las discotecas, no quiero pedirle a mis niñas que se respeten, cuando publico selfies mostrando más piel que ropa, no quiero decirle a los jóvenes que respeten a las niñas mientras canto un reggaetón que dice "Ella le gusta el sushi pero de carne caliente, y lo siente, está bien bellaca la demente".

A mí no me llame docente de Colegio, que ellos están formando “formamos los líderes del futuro” y yo no quiero tener que cargar con esa culpa. A mí no me llame docente de Colegio que yo renuncia a ese título hace muchos años.


1 comentario:

Por Favor deja tu nombre o Correo

Con la tecnología de Blogger.