La fantasía hecha realidad

De pequeño recuerdo los sábados y domingos en la mañana ver los cuentos de los hermanos Grimm, era una cita a la cual no podía faltar, debo haber repetido cada capitulo al menos diez veces; la historia era en muchas ocasiones la misma; el niño pobre que se enamoraba de la princesa o la niña pobre que se enamoraba del príncipe, eso ya estaba claro para todos, en algún momento de la historia, usualmente al final ellos terminarían felices para siempre.  Sin embargo en ciertas historias el relato  escapaba de este libreto, Hansel y Gretel, Caperucita Roja, El Sastrecillo Valiente y muchas otras fantasías traían personajes tan fantásticos que nos hacían vivir un mundo de ensueño y eran precisamente estos personajes de los cuentos quienes nos cautivaban de manera tan intensa.
Al parecer esta fantasía ya es poca para los niños de las nuevas generaciones, al ver los dibujos animados de esta época me queda cada vez mas claro que estos no son hechos para niños, es decir, no dudo en ningún momento que son hechos para que los niños los vean, pero honestamente no creo que los niños entiendan lo que realmente pasa en las historias que se presentan en cada capitulo, y no hablo de los Simpsons o de Padre de familia, ni de aquellos dibujos animados que obviamente son para adultos y es por esto se presentan en una franja adulta, después de las 8:00 pm.
Dibujos animados como Bob esponja y  Billy y Mandi son un vivo ejemplo de estas situaciones que obviamente son creadas para adultos pero son vistas por niños, quienes se divierten al ver a Patricio en unas medias de Malla y un liguero o a Bob esponja desnudarse para poder pagar algunas cosas, escenas de este tipo son repetidas en diferentes ocasiones o hablando de Billy y Mandi podríamos hablar de exorcismos, rituales y sobre todo malos, malos, malos muy malos modales por parte de Billy, con todo esto es apenas obvio el comportamiento de nuestros niños. 
Este articulo no pretende criticar, ni evaluar los dibujos animados de este tipo, ya que personalmente los disfruto mucho y me parece que la responsabilidad sobre estos, es de los padres, pues los productores de T.V. no obligan a nadie a ver sus programas y si los padres no saben como evitarlo pues que se dediquen un poco mas. 

Este articulo me vino a la mente como me pasa últimamente después de ver unas fotos; para todos aquellos de mi generación que vieron los cuentos de los hermanos Grimm, les presento a la fotógrafa ALISA VERNER, quien en sus propias palabras define "la fotografía como un mando mágico lleno de emociones inolvidables", lo cual podemos ver claramente en las siguientes imagenes y si alguna vez se preguntaron como seria una de esas ninfas o hadas que veíamos en las historias de Grimm, he aquí la respuesta.



































No hay comentarios

Por Favor deja tu nombre o Correo

Con la tecnología de Blogger.